Ayuntamiento de Molina de Segura





El Ayuntamiento de Molina de Segura colabora con el Club Vicanam en la organización del segundo curso de defensa personal femenina contra la violencia de género

AddThis Social Bookmark Button

 

La actividad ha sido presentada en rueda de prensa, el viernes 21 de febrero, en el Consistorio molinense, por la Concejala de Igualdad y Violencia de Género, Montserrat Montanos Villegas, el Concejal de Deporte y Salud, Miguel Ángel Cantero García, la Presidenta de la Federación de Kickboxing de la Región de Murcia y Gerente del Club Vicanam, Ana María Hernández López, el instructor de defensa personal policial, Eduardo López Jiménez, y el Seleccionador de la Federación de Kickboxing, Víctor Manuel Sánchez Rosauro.

 

Los motivos por los que toda mujer debe practicar defensa personal son varios: promueve una autonomía personal; gana en confianza y en seguridad; aumentará la autoestima; cambiará su forma de ver las cosas; lejos quedarán los miedos y temores; y aprenderá a defenderse.

 

El objetivo del curso de defensa personal para mujeres es poder salir a la calle sin ningún miedo a una posible agresión. Este curso está pensado para ayudarles a soltarse de su agresor y poder pedir auxilio. Causar daño al atacante no está entre las prioridades de la defensa, aunque como consecuencia de la aplicación de sus técnicas sobre el mismo puede permitir ganar el tiempo suficiente para escapar. Esto es muy importante ya que será la esencia de la filosofía de la defensa personal.

 

Por lo general, las técnicas van orientadas a convertir el ataque de un enemigo en un golpe para él, a escapar en caso de que les tengan aprisionadas, y a esquivar posibles golpes. Las clases de defensa personal se basan mucho en la repetición de técnicas. La idea es que las asimilen, que las interioricen hasta tal punto que, en caso de agresión, puedan aplicarlas instintivamente, sin que tengan que pararse a pensar “si me coge del brazo izquierdo tengo que girar a la derecha y…”. Acción y reacción inmediata.

 

Se pretende que el curso de defensa personal sea práctico, intuitivo, sencillo y fácil de aplicar. Éstas son las claves de un buen sistema de defensa personal, ayudando a mujeres víctimas de la violencia de género o, simplemente, a mujeres que quieren sentirse seguras a tener nociones básicas para defenderse, pero también a ganar autoestima.

 

Se enseñan técnicas contundentes dirigidas a determinados puntos de la anatomía que, al ser golpeados, dejan al agresor inconsciente o, por ejemplo, inutilizan una de sus piernas para poder zafarse y huir. No se trata de aplicar fuerza, sino ciencia, estrategia, y actuar por sorpresa, de forma rápida y explosiva.

 

Los instructores son Eduardo López Jiménez y Ana María Hernández López.

 

Las inscripciones deben realizarse en la dirección de correo electrónico Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla. (las menores de 14 a 17 años, con autorización paterna/materna). Se entregará certificado de asistencia.